Si tu hijo habla solo cuando juega solo, es una señal de creatividad e inteligencia

Cuando nuestros hijos juegan hacen todo tipo de actividades que los mantienen activos. Explorar muchas formas de jugar los ayuda a desarrollar su creatividad e imaginación y, por tanto, aumentar su inteligencia. El juego también es una forma increíble de poder entender el mundo y verlo desde otras perspectivas.

En ocasiones puede que lleguen a hacer algunas actividades que nos parezcan fuera de lo común, como utilizar escenarios poco probables, darles otros usos a los objetos o hablar solos mientras juegan.

Y aunque a nosotros nos pueda parecer de lo más raro y quizá, hasta de película de terror, no hay nada de eso. Se trata de una conducta absolutamente normal, sobre todo en los niños menores de 5 años. Por eso, si tu hijo habla solo mientras juega, tienes que leer esto.

Jean Piaget, el famoso psicólogo suizo refiere que este fenómeno se conoce como “lenguaje egocéntrico”, los pequeños se integran a su ambiente y es un mero acompañamiento de lo que están haciendo, además, con ello, se establecen los roles sociales.

Por su parte, el psicólogo ruso Vygotski, contemporáneo de Piaget dijo que el “habla privada” tiene un papel fundamental en el desarrollo de los niños. Así utiliza su propio lenguaje como apoyo para entender lo que está llevando a cabo en ese momento y así poder ordenar sus pensamientos. Quizá te interese saber qué significan los dibujos de tus pequeños.

Cuando somos adultos y nos encontramos ante una situación difícil el pensamiento verbal nos ayuda a mantener la atención y facilitar la solución de problemas o tareas. Si esto nos trae como adultos, a los pequeños, hablar solos les da muchos más beneficios, como los siguientes:

Estimula su desarrollo mental, atención y concentración.

Entrenan su lenguaje y habilidades sociales.

Desarrollan su creatividad, pues al jugar representan distintos roles.

Se divierten y pueden colocarse en el lugar de los demás, así pueden ser más respetuosos y tolerantes.

Aumenta su confianza en sí mismos.

Les ayuda a optimizar sus ideas, y, por tanto, a organizarse y saber tomar mejores decisiones, así pueden ser más exitosos.

Con el paso el tiempo, los niños van interiorizando este pensamiento y dejará de hacerlo en voz alta. Que hable mientras juega es sólo una señal de que su mente y su imaginación se están desarrollando y que están trabajando correctamente.

Cuando veas a tu hijo hablando solo, no lo detengas, no lo regañes ni lo distraigas para que deje de hacerlo, pues es sólo una herramienta que le está ayudando a resolver una situación compleja para tu pequeño. Puedes probar con el método Inuit para una educación sin maltratos.

¿Y tú? ¿Qué piensas? ¿Conoces a algún niño que actualmente hable solo mientras juega?