Esta prenda se ha adaptado conforme al paso de los años. Elaborados en todo tipo de colores, estampados y texturas, son una opción perfecta si te gusta lucir un estilo ajustado a tu figura. Ahora te contamos cómo puedes sacarle el mejor partido a cada estilo de cuerpo.

  1. El negro es una prenda de fondo de armario; por ejemplo, este precioso cuerpo te aporta estilo y movimiento si buscas un look casual, sin mencionar que favorece los troncos anchos o con pancita. De escote pico, con lazada al cuello, estiliza los hombros, además la manga corta abullonada le da movimiento sin perder la silueta. Su cierre, en bajo, es con botones a presión para mayor comodidad.
  2. Otra prenda en color basica, muy favorecedora para los cuerpos de piernas largas y delgadas, que buscan realzar aun mas su talla. Los vuelos aportan volumen, sin perder la silueta; además, el cuello halter estilizan los hombros.
  3. Si tu cuerpo tiene figura de pera, tronco estrecho y caderas, pruébate un body colorido y estampado, combinado con prendas en colores sólidos pero rectas o más sueltas para que armonicen la figura. Este, en estilo cruzado, le otorga protagonismo total a la silueta y puede usarse con un blazer o chaqueta combinada.
  4. El bodie color block es una excelente opción si tienes brazos finos y quieres resaltarlos, también puedes apostar por los que llevan tirantes, o tipo top en forma recta o corazón sin tirantes.
  5. Si tienes un tronco estrecho estilizar tu figura con un cuerpo colorido, estampado. Este con tirantes anchos y detalle de nudo al frente, le dan un toque delicado, sin echar a perder el protagonismo de la silueta.