Ainan, prefectura de Ehime, 10 de mayo (JijiPress)—Un pueblo del oeste de Japón ha convertido el erizo de púas largas, considerado una molestia en el océano puesto que devora las algas, en una delicia local.i

Ainan, en la prefectura de Ehime, puso a la venta una marca de erizo de mar alimentado con restos de los productos agrícolas más famosos de la localidad, como el brócoli o los cítricos.

Bautizado como "uniccoli" (un juego de palabras con "uni", "erizo de mar" en japonés, y "brócoli"), esta marca ha sido lanzada con la intención de mejorar el entorno pesquero local y con los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas en mente.

"Esperamos que las generaciones más jóvenes reflexionen sobre el entorno marino", dijo ShimizuYōsuke, de 39 años, que trabaja en el departamento de pesca del gobierno local y participó en el desarrollo de la marca.

El erizo de púas largas, que vive en aguas templadas, tiene puntas venenosas así como un olor singular y un sabor astringente, y no suele ser apto para el consumo humano.