El agua con jabón no es tan mala como crees para tu jardín, de hecho, podría brindarte más de una satisfacción si la sabes utilizar de manera adecuada, además, así podrás realizar un reciclaje sustentable de este líquido.

 Aunque mucho ojo, no quieres que te pase lo que en una ocasión ocurrió con mi jardín, pues en algún punto el exceso desagüe donde estaba un arbolito de limones y otro de ciruelas acabó por secarlos de manera importante. ¡Así que toma nota de estos detalles! 

Si bien te hemos compartido diferentes recetas con agua jabonosa para deshacerte de las plagas, la realidad es que tampoco es muy eficiente cuando no tienes un control adecuado. Aprende a manejar de manera correcta este tipo de reciclaje de agua y verás cómo aprovechas al máximo los recursos en tu casa.

 Así es como el agua jabonosa se puede convertir en tu mejor aliada Si bien te hemos compartido que el jabón en barra ayudar a eliminar las plagas, los expertos indican que cuando se trata de agua residual debes usarlas con mucha precaución ya que estos jabones suelen ser demasiado fuertes, por lo que dañan las plantitas. La sugerencia es que cuando se trata de espacios pequeños optes por rociarlas únicamente, con esto ayudarás a prevenir la aparición de los molestos pulgones o mosca blanca; sin embargo, si te trata de un espacio más grande, puedes regar esta agua al menos dos veces al mes de forma espaciada. Para obtener los mejores resultados se sugiere además: Rociar detrás de las hojas de las plantas afectadas  

Evitar el uso diario, porque de otra forma podrías maltratar a tu verde amiga y evitar que absorba los nutrientes   

Si tu planta luce deshidratada es mejor prescindir de su uso porque es probable que la use como alimento y el efecto será peor