La llegada del recibo de la luz casi siempre es un momento de dolor y sufrimiento para nuestras finanzas, es un rato en el que nos ponemos a hacer cuentas de cuánta energía hemos consumido y por qué no coincide con lo que estamos leyendo en ese papel, pero eso que no te explicas es un consumo fantasma que te puede estar afectando más de lo que crees, por eso hoy te responderemos cuáles son los “vampiros energéticos” de tu hogar que inflan tu recibo de luz.

Quizá no te das cuenta, pero todos esos aparatos que tenemos conectados día y noche consumen energía, incluso si no están en funcionamiento, la televisión, la computadora, el microondas, el decodificador y hasta los teléfonos de base están haciendo la diferencia en tu recibo.

Sí, es tan simple como desenchufar el cable cuando las cosas no están en uso, aunque los aparatos no estén en uso, créenos que siguen robando energía, esa lucecita roja que ves en tu aparato de sonido, aunque no esté reproduciendo nada, está subiendo peso tras peso tu cuenta.

De acuerdo con el Fideicomiso para el Ahorro de Energía Eléctrica (FIDE), el consumo fantasma supone entre un 7 y un 11% del consumo eléctrico de un hogar medio, en otras palabras, un hogar promedio en nuestro país gasta 153.9 kilowatts-hora, equivalentes a 211.37 pesos anuales, en energía que jamás aprovecha gracias a los vampiros energéticos.

Esa es la cuenta por un solo contrato, pero si tomamos en cuenta que hay 40.7 millones de servicios en México, la fuga fantasma por vampiros energéticos se eleva hasta los 8 mil 602.7 millones de pesos al año, nada bueno para las carteras ni para el ambiente.

Si aún no lo crees suficientemente importante, debes saber que esta fuga energética puede provocar que una casa con tarifa doméstica que recibe subcidio, pueda pasar a la tarifa DAC o de alto consumo doméstico sin saberlo, perdiendo el subsidio y obligado a pagar la tarifa real.

¿Cuáles son los “vampiros energéticos” de tu hogar que inflan tu recibo de luz?

Todos los aparatos que siguen consumiendo energía aún sin estar en funcionamiento son vampiros energéticos, esto debido a que algunos tienen dispositivos que los mantienen en “energía en espera”, esto quiere decir que, aunque no los estés usando siguen consumiendo energía.

El FIDE sugiere la opción más fácil y efectiva, que es desconectarlos por completo cuando no se estén usando para interrumpir el flujo de energía