Blanquear un inodoro podría sonar a una tarea complicada y hasta imposible, pero con este tip de limpieza el baño, podrás lavar el inodoro de una forma diferente pero muy efectiva. De hecho, aunque la mayoría de las personas laven el inodoro con vinagre únicamente, podrían estar dejando a un lado zonas importantes dentro del inodoro y que pueden ocasionar hasta malos olores. Sigue este tip de limpieza del baño y aprende cómo limpiar un inodoro a profundidad.

Paso 1

Para limpiar el inodoro a profundidad y lograr blanquearlo e incluso quitar el sarro, utilizarás:

Piedra pómez o una piedra porosa tipo granito.

Suficiente bicarbonato de sodio

Lija de agua

Suficiente vinagre

Jabón líquido -que sea espumoso-

Paso 2

En esta técnica para limpiar el inodoro a profundidad, lo primero que hay que hacer es tallar en seco. Sí, justo como lo leíste, en seco. Tendrás que cerrar la llave de paso que está bajo la caja de agua y secar perfecto el inodoro por dentro, porque sólo de esta manera encontrarás el sarro más pegado, la mugre y hasta detectarás si los agujeros por donde baja el agua al inodoro, están tapados por el mismo sarro.

Paso 3

Cuando tengas el inodoro totalmente seco, humedece la piedra pómez o la piedra porosa que hayas elegido y comienza a tallar todo el inodro, pero sin dejar de lado la parte interna pero que está pegada al asiento del baño, justo donde están los agujeros por donde baja el agua de la caja del baño.

Tendrás que tallar todo el indoro por dentro hasta lograr despegar la mayor parte del sarro y mugre. Pero en vez de enjuagar por dentro, pasa un paño húmedo o una toalla de papel mojada y así irás notando dónde hay sarro pegado.

Paso 4

Después de esto, aplic aun poco de jabón en la lija de agua y comienza a tallar para remover el resto del sarro y esto es lo que ayudará a que se destapen los agujeros del inodoro por donde baja el agua. No olvides tallar a profundidad el desagüe, porque recuerda que por eso esta técnica para lavar el inodoro, es en seco, para que abarques todos los rincones difíciles de tallar porque está lleno de agua.

Paso 5

Para finalizar, revuelve un poco de jabón líquido con bicarbonato y vuelve a tallar el interior del inodoro con la piedra pómez. Esto ayudará a que en realidad todo aquello que estuviese pegado a la cerámica, se desprenda por completo.

El toque final será que previo a abrir la llave de paso de agua, rocíes todo el interior del inodoro con vinagre y sigas tallando con la piedra pómez, para que realmente hagas una limpieza profunda del inodoro.