Cómo elegir las mejores fresas? Cinco trucos para que te toquen las más ricas

Aprende cómo elegir las mejores fresas con una serie de trucos que te harán todo un experto o experta a la hora de ir al super o al mercado. Tendrás las más ricas y bonitas en la mesa de tu cocina.

  1. Aroma

El primer truco o secreto a la hora de elegir fresas está en el aroma, algo que no muchas personas solemos revisar cuando compramos estas frutas, pero que es un factor muy importante también ya que de esto dependerá que tan jugosas y sabrosas puedan llegar a estar. El aroma debe ser intenso y quizá muy marcado, de lo contrario, estaríamos hablando de una cosecha que fue cultivada con demasiados productos químicos.

  1. Color

Las fresas son frutillas muy hermosas por lo que a la hora de elegirlas, es buena idea dejarnos llevar por su aspecto. En cuanto al color, el ideal es un rojo intenso y brillante, pero que nunca sean demasiado oscuras ya que querrá decir que ya están muy maduras. Por el contrario, que tampoco estén verdes.

  1. Hojas

Es muy importante que las fresas que compres sí conserven sus hojitas, de lo contrario, no serán la mejor opción. Estas deben verse verdes y frescas, si lucen marchitas, secas o de un color apagado, querrá decir o que las fresas ya son viejas o que no durarán mucho en tu cocina.

  1. Tamaño

El tamaño a la hora de elegir fresas no es realmente importante, incluso aquellas que son demasiado grandes podrían haber sido sometidas a otro tipo de proceso o químico a la hora de su cultivo o podrían estar inyectadas con agua, así que no uses este factor como guía principal.

Las mejores son las que no tengan ningún tipo de daño como golpes o hendiduras, que tampoco estén magulladas o muy blandas.

  1. Granito

El último truco para saber cómo elegir las mejores fresas está en el granito de las mismas, es decir, las semillitas que rodean todo este fruto. El chiste esta en fijarse meticulosamente en que los granitos estén separados unos de otros y cuanto más lejanía tengan, mejores serán los frutos.

Recuerda finalmente una vez que tengas tus fresas en casa, desinfectarlas correctamenteantes de consumirlas.