Ocoyucan, Puebla.- Marzo 31 del 2024.- (Diana Segovia).- Bajo un cielo claro y la expectativa de cambio, Ocoyucan marcó el inicio de una nueva etapa política con el lanzamiento oficial de la campaña de Aristóteles Campos Flores, candidato de la coalición formada por el PAN, PRI y PRD, para la presidencia municipal. Con el reloj señalando las 12:05 horas del domingo 31 de marzo, el evento simbolizó el comienzo de un esfuerzo conjunto por transformar el municipio.

Desde las entrañas de Ocoyucan, específicamente en localidades como Santa Clara, Malacatepec, Sarabia, Santa Martha, San Bernabé y Chalchihuapan, se vivió un ambiente de festividad y compromiso político. La realización de seis pintas simultáneas no solo coloreó las paredes sino también las esperanzas de la gente, marcando el territorio con el mensaje de unidad y progreso que promete la candidatura de Campos Flores.

El respaldo popular fue evidente, con una notable afluencia de simpatizantes en cada punto de encuentro. La cabecera municipal se vistió de fiesta, recibiendo a vecinos de diversos puntos, incluyendo aquellos provenientes de las zonas residenciales y clusters que configuran la identidad de Ocoyucan y Lomas de Angelópolis.

Aristóteles Campos Flores, ante sus seguidores, dijo: "encaramos este desafío con una campaña que se distinguirá por su austeridad y respeto. Pero más allá, es nuestra convicción y unidad las que nos permitirán abordar y superar los desafíos de nuestro municipio. Juntos, somos más que amigos; somos un equipo listo para vencer en esta y todas las batallas que enfrentaremos por el bien de Ocoyucan y Lomas de Angelópolis."

El evento contó también con la presencia de figuras clave de la planilla, como Cebero Chilchoa, Graciela Varela, Yolanda Varela, Rita Tecuatl e Ivan Tlacuatl, consolidando la imagen de un equipo listo para trabajar en pos de un mejor Ocoyucan. Con este acto, queda claro que la coalición PAN, PRI y PRD se lanza a la contienda electoral no solo con la promesa de victoria, sino con el compromiso de mejorar la realidad de sus habitantes.