Embarazo críptico: Las mujeres que no saben que serán mamás, hasta el parto

Se trata de una condición en el organismo femenino que no da señales o manda síntomas que se pueden confundir fácilmente con otros padecimientos; inclusive en algunos casos a pesar de hacer ultrasonidos, exámenes de sangre o análisis de orina. También se le conoce como gestación silenciosa.

El embarazo críptico supone un gran peligro para la madre y el bebé, puesto que no se toman las medidas de cuidado o la correcta ingesta de vitaminas o suplementos que garantizarían el bienestar de la futura mamá y del producto.

De acuerdo con los especialistas, este fenómeno suele ocurrir con mayor frecuencia en mujeres que presentan periodos irregulares, deportistas de alto rendimiento, mujeres conovario poliquístico, menopausia precoz o alguna condición ginecológica que puede ser fácilmente confundida.

Esta condición recibe el nombre de embarazo críptico porque viene de la palabra en griego “kryptos”, que se traduce. “oculto”. Y no, en comparación con otras situaciones de mujeres gestantes pocas veces salta el vientre o hay náuseas, antojos, -o en su caso son fácilmente identificables con otros escenarios médicos.

“No sabía que estaba embarazada” es más real de lo que crees

Según la profesora Helen Cheyne, de la Universidad de Stirling, en Reino Unido, el término se usa referido a las mujeres que no tienen idea de que están embarazadas, algunas, incluso, no se enteran hasta que están de parto, como lo explicó al medio BBC.

De acuerdo con las cifras del British Medical Journal, se reporta que 1 de cada 3 mil embarazos ocurre como una gestación silenciosa; hasta el momento no se ha determinado la razón por la que se presenta un parto de este tipo.

Lo que sí es importante explicar es que el embarazo críptico puede venir acompañado de dolores en el vientre que se confunden con gastritis o colitis, así como con náuseas producto de alguna infección estomacal, sangrados como amenorreas que se confunden con ovario poliquístico y una gran gama de padecimientos que no dan alerta de que hay un bebé en camino.

En 2016 se hizo viral la historia de Klara Dollan, una mujer que reveló para el medio británico BBC que en cuestión de segundos le cambió la vida, pues tras padecer fuertes dolores se percató de que estaba en labor de parto. En pocos minutos se convirtió en madre.

Este tipo de gestación silenciosa afecta a nivel mental, físico y emocional a las madres; esto debido a que no se encuentran preparadas para este momento; incluso su bebé podría presentar problemas en el futuro por no llevar un correcto control pre-natal.