Solo Para Mujeres

Aquí tienes algunas ideas para hacer semilleros caseros con materiales reciclados

Cultivar tus propias hierbas aromáticas y hortalizas puede ser un pasatiempo agradable que te permite pasar más rato en contacto con la naturaleza sin necesidad de gastar dinero.

Una vez que tengas el sustrato y las semillas, la mayoría de las herramientas para el cultivo las puedes obtener utilizando materiales reciclados, te proporcionamos unas ideas para reciclar que te encantaran.

Ideas para semilleros reciclados

Papel de periódico

Es un material que probablemente ya tendrás en tu casa o que podrás recuperar fácilmente. Además, montar un semillero casero con hojas de periódico es muy rápido y fácil de manejar hasta para los novatos en cultivo. Solo necesitas moldear unos conos o cilindros con las hojas de periódico.

Rollos de cartón

Esta idea para reciclar es de otro recurso perfecto para construir semilleros. Además, puedes darles muchos más usos, por lo que recomendamos guardar siempre los tubos de papel higiénico y papel de cocina. Crea tu semillero con tubos de cartón. Envases de plástico del supermercado

Si el envase es ese típico con tapa que ya viene con agujeros en la parte inferior y superior, lo único que harás será llenarlos con el sustrato adecuado y plantar las semillas. La tapa permitirá crear el efecto invernadero que facilitará la germinación de las semillas.

Cáscaras de huevo

En el huerto las cáscaras de huevo son muy útiles para fertilizar las plantas porque son ricas en calcio. Por otro lado, representan un material reciclable y ecológico perfecto para germinar semillas. Envases de yogur

Para reutilizar los envases individuales de yogur como semilleros tendrás que realizar unos agujeritos en el fondo para permitir que escurra el exceso de agua cuando riegas las semillas.

Vasos reciclados

La próxima vez que pidas un café para llevar recuerda que puedes reciclar ese vaso para plantar semillas. El proceso para crear este semillero reciclado es el mismo de los envases de yogur.

 

Bricks de zumo

Los bricks de zumo, salsa de tomate y leche, de cualquier tamaño y formato son ideales para plantar las semillas de tus hortalizas, aromáticas y flores. Son fáciles de modelar y con unas tijeras podrás agujerear el fondo y recortar la parte superior para darle formato de maceta.

Latas

Los semilleros caseros se pueden construir también reciclando latas de atún, legumbres, etc. En este caso tendrás que tener más cuidado al manejarlas para agujerear el fondo para evitar que te cortes.

Moldes de aluminio

Los moldes de aluminio usados también pueden tener una segunda vida. Haz unos pequeños agujeros en el fondo para que pueda escurrir el agua y añade el sustrato. Para facilitar la siembra puedes construir una herramienta como esta.