Niños infectados en guarderías llevan el Covid-19 a sus familias: estudio

NUEVA YORK.—Septiembre 14 del 2020.-/AP/.- Los niños que se contagian de coronavirus en las guarderías y campamentos se lo transmiten a sus familiares; de acuerdo con un nuevo reporte que resalta que los menores pueden llevar el virus a sus casas e infectar a otros.

Los científicos ya saben que los niños pueden propagar el virus. Sin embargo, el estudio publicado el viernes por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC por sus siglas en inglés) “indica definitivamente el potencial de transmisión a familiares”, dijo William Hanage, experto en enfermedades infecciosas de la Universidad de Harvard.

¿Deben cerrarse las escuelas y guarderías?

Las conclusiones no significan que deben cerrarse las escuelas y guarderías, pero confirman que el virus puede diseminarse en esos lugares y ser llevado a casa por los niños.

Así que son necesarias las mascarillas, la desinfección y la sana distancia. Y las personas que trabajan en esos sitios deben ser cuidadosas y someterse a pruebas si piensan que pudieran estar infectadas, señalan expertos.

Estudios previos en Estados Unidos, China y Europa han concluido que los niños tienen menos riesgo de infección o enfermarse gravemente si se contagian.

Hay datos que indican que los niños pequeños no diseminan el virus muy a menudo, aunque se piensa que los niños mayores lo transmiten tan fácilmente como los adultos.

Estudio basado en la experiencia en Utah

En el nuevo estudio, científicos de Utah y de los CDC se centraron en tres brotes en guarderías de Salt Lake City entre abril y julio. Dos fueron en programas para infantes y el otro para niños mayores.

La edad promedio de los chicos en los tres programas era de unos 7 años.

El estudio concluyó que 12 niños contrajeron el virus en las instalaciones y lo transmitieron a por lo menos 12 de los 46 padres o hermanos con quienes estuvieron en contacto en casa.

Tres de los niños infectados no tenían síntomas y uno de ellos lo transmitió a un padre que más adelante fue hospitalizado con COVID-19, dijeron los autores el estudio.

Síntomas leves a riesgo mortal

Muchos niños infectados experimentan molestias leves, y la realización de pruebas a chicos ha sido muy limitada, así que es probable que más del 25% de los contactos externos estuvieran infectados.

La epidemia podría empeorar y complicarse más este otoño boreal, dijo el doctor David Kimberlin, especialista en enfermedades infecciosas pediátricas de la Universidad de Alabama, campus Birmingham.